jueves, 20 de noviembre de 2014

Hibiscus syriacus / Rosa de Siria / Altea - en el Vivero del Parque del Alamillo



Familia Malvaceae

Origen: Asía

Planta arbustiva de flor ornamental, caducifolia, con una altura alrededor de los tres metros, con tallos muy ramificados, especie más utilizada en zonas templadas, también puede formarse como arbolito que resulta ideal para calles estrechas

Como arbolito en Jardín de las Delicias de Sevilla
Hojas: Simples, alternas, pecioladas, de forma triangular-rómbica en muchos casos trilobadas o raramente pentalobuladas, dentadas, y con pelos estrellados en su envés






Flores: sencillas o dobles, hermafroditas, normalmente solitarias muy atractivas, con pétalos en diversos colores,  blancas, rosas, rojas, violetas, etc, y la base por lo general de color rojo. Tiene una corta vida pero la planta florece abundantemente por lo que siempre puede apreciarse alguna






Florece entre primavera y otoño

Fruto: en cápsula pardo amarillenta, densamente estrellado-pubescente

En nuestro país no suele dar fruto por lo que su propagación deberá hacerse por esqueje

Admite podas enérgicas, aguanta la sal en zonas costeras, y resiste el frío si es moderado

Es la flor nacional de Corea del Sur, por lo que aparece en numerosos emblemas nacionales  
Su nombre genérico viene del griego “Ibiskos” nombre que también designa otro género de esta familia, el especifico indica sus lugar de origen  

Se multiplica por esquejes


Además del vivero del Parque del Alamillo podemos admirarla en muchos jardines particulares y en casi todos los parques y jardines de la ciudad